sábado, 28 de diciembre de 2019

HIJOS DE CAMELOT, HALO INTERCONTINENTAL, HALL WALKER, MINORU Y EL JARDÍN JAPONÉS


-Clase y pelea sobre el barro en la recta final del Gladiateur con Emin e Hipodamo de Mileto. Ganó el primero, un hijo de Camelot, triple ganador clásico en 2012 y muy útil semental en Coolmore. La madre del caballo de Miraflores se llama Chocolat Chaud y es una no corredora hija del buen millero y discreto semental en Europa aunque con muy buenos resultados en India Excellent Art, un hijo de Pivotal al que aquí conocemos como padre de Noctalia, ganadora del Beamonte en 2016. Chocolat Chaud fue adquirida como yegua de vientre en 2013 por Team Högdala, criadores de Emin, que pagaron por ella 100.000 euros. Team Högdala es el nombre de la operación ganadera que mantiene en Francia el matrimonio formado por Jan y Ana Sundstrom, de nacionalidad sueca y criadores del muy buen corredor y semental Le Havre. Chocolat Chaud es madre de cuatro productos, tres en edad de correr, pero de ellos solo Emin ha ganado. La yegua es nieta por línea femenina dela gran Ballade, madre de los campeones Glorious Song y Devil’s Bag y del buen corredor y semental Saint Ballado, los tres hijos del muy influyente Halo. Glorious Song, que en 1980 fue designada mejor hembra de edad en Estados Unidos y Caballo del Año en Canadá, es madre de los buenos corredores y muy apreciables sementales Singspiel y Rahy. (Singspiel, recordemos de pasada, es el abuelo materno de Noozhoh Canarias). Otro elemento destacable del pedigree de Emin es su duplicación 5 x 5 sobre Nureyev a través de hembra y macho, a lo que hay añadir una línea del ¾ hermano de este, Sadler’s Wells.

Emin, por los palos, e Hipodamo de Mileto en los metros finales del Gladiateur (Foto. Rafael Lorente).

 -Una de las tres clásicas que ganó Camelot fue el Derby. No han faltado vencedores de esta carrera entre los padres de ganadores de nuestro Gladiateur. En 2016 ganó Ziga, hija de Authorized, que ganó en Epsom en 2007 y que como Camelot es hijo del gran Montjeu; en 2010 se apuntó la carrera Carmanor, vástago de Slip Anchor, vencedor del Derby en 1985; en la edición 1991 del  Gladiateur ganó Dragón Negro, hijo de Blakeney, Derby-winner en 1969; en 1961 venció Angkor, producto de Airborne, que se apuntó el Derby en 1946 y es el último caballo de capa torda que ha conseguido tal éxito; y, por fin, la edición inaugural del Gladiateur, disputada en 1916, vio pasar primero por la meta a Stanborough, propiedad de Justo San Miguel e hijo de Minoru, que ganó el Derby de 1909 para Eduardo VII convirtiendo así al hijo de la reina Victoria en el único monarca inglés que ha ganado la clásica de Epsom estando en el trono. Minoru había sido criado por el excéntrico magnate cervecero escocés  William Hall-Walker, uno de los mejores criadores de la historia del turf mundial, que se lo cedió al rey para su cuadra de carreras en un año en que la producción de la yeguada real de Sandringham no había sido buena.
-Minoru sirvió dos años en Tully, la yeguada irlandesa de Hall-Walker, antes de ser exportado a Rusia, donde desapareció durante la revolución de 1917. Sir Charles Leicester alude en su canónico libro Bloodstock breeding a una historia según la cual dos purasangres que llegaron a Estambul en 1918 con un grupo de soldados rusos blancos que huían del Ejército Rojo fueron reconocidos como Minoru y Aboyeur (este ganador del Derby en 1913) por las tropas británicas estacionadas en la capital otomana, pero la veracidad de la afirmación no pudo comprobarse. Lo mismo sucede con otra versión del final de Minoru que recoge Elizabeth Martiniak en la página web TBheritage.com: en este caso, Minoru y Aboyeur habrían sido uncidos a un carro y conducidos desde Moscú hasta Novorossiysk, ciudad portuaria del mar Negro, desde donde, junto al contingente militar británico en la localidad, habrían sido evacuados a Serbia, “donde vivieron, en pacífico anonimato, hasta el final de sus días”. Camelot, padre de Emin, tiene una vinculación menos trágica con Europa del Este, pues su línea femenina se remonta a la mítica campeona Kincsem, criada en Hungría. El pupilo de León ha completado este año el doblete Gran Premio de San Sebastián-Gladiateur. El primer caballo en hacerlo fue el alazán Le Friand, propiedad de Joseph Lieux, ganador de ambas carreras en 1921 con la monta de Vicente Díez.
-La misma desapacible mañana en la que Emin ganaba el Gladiateur, otro producto de Camelot, en concreto la 2 años debutante Viana, pasaba por ganadores con mucho estilo. La de Quinto Real está entrenada por Arizkorreta, que también tiene en su patio a Tarantela, otra hermana paterna de Emin que ha mostrado muy buenas maneras. Viana tiene una origen interesante y bastante cerrado, con inbreedings 3 x 5 sobre Sadler’s Wells y 4 x 4 sobre Danehill. La línea materna se remonta a Sarah van Fleet, que dio entre otros productos a To Agori Mou, el cual llevó los colores amarillos y verdes del gallego Max Muiños y su esposa Audry a la victoria en las 2.000 Guineas G1 y en el St. James Palace Stakes G2 de 1981. Los hijos de Camelot parecen encontrarse  gusto en España y hace poco ganó con facilidad en Dos Hermanas otro miembro de su prole, Quilombo, que quizá pueda progresar algo más; como Viana, el caballo de Rosell tiene en su pedigree una duplicación, en su caso 3 x 4, sobre Sadler’s Wells, abuelo paterno de Camelot.
-Este muy bonito caballo, que sirve en la sede irlandesa de Coolmore, hará la monta en 2020 al precio de 40.000 euros. El canon de cubrición del animal en sus tres primeras temporadas de monta (2014, 2015 y 2016) fue de 25.000 euros; en 2017, cabe imaginar que debido a la buena aceptación de sus yearlings, subió a 35.000; en 2018 bajó a 30.00 pero para 2019 los responsables de Coolmore lo incrementaron a 40.000, tarifa que mantienen para la próxima temporada de cubriciones. A la hora de escribir, Camelot ocupa la decimoquinta posición en la estadística europea de sementales de 2019 con 194 corredores, 87 ganadores (entre ellos 6 de grupo, todos de G3) de un total de 124 carreras y 2.705.909 libras en ganancias. En España han corrido hasta ahora 10 hijos suyos, entre los que hay 8 ganadores de un total de 15 carreras; este año en concreto, y en el momento de redactar estas líneas, el caballo figura en sexta posición en la estadística de sementales con 10 productos 7 ganadores de 12 carreras y unas ganancias de 51.600 euros.

Camelot (Foto cedida por Coolmore Stud)

-Los dos años que sirvió en Tully antes de viajar a Rusia le bastaron a Minoru para engendrar dos hembras, Serenissima y Mindful, nacidas ambas en 1913, que a la postre le aseguraron una presencia indeleble en los pedigrees de la raza PSI: Serenissima, porque es la segunda madre de Hyperion, y Mindful, porque se convirtió en la tercera madre de Princequillo. Estos dos caballos, y especialmente Hyperion, ejercieron una enorme influencia en la cría del caballo de carreras en la segunda mitad del XX y sus nombres son ubicuos en las genealogías actuales. Por ejemplo, en la de Suarbe, la yegua de Dehesa de Cantogordo que logró en Dos Hermanas el singularísimo éxito de que tres de sus productos. London Calling (2014, por Never on Sunday), Absolut (2016, por Most Improved) y Rockola (2017, por Celtic Rock) pasaran por ganadores en la misma jornada de carreras.  (London Calling demostró además mucho sentido de la ocasión al ganar, pues pocos días después de su victoria se conmemoró el 40 aniversario de la publicación del mítico disco de The Clash cuyo título lleva por nombre; Rockola, por su parte, le dio el primer triunfo como semental a Celtic Rock).
-Suarbe, una bonita alazana hija de Dyhim Diamond criada por Ulzama, entrenada por el fallecido Roberto López y que ganó en su única salida a la pista, cuenta en su genealogía con siete líneas de Hyperion y ocho de Princequillo; de hecho, uno de los elementos más atractivos de su pedigree es la duplicación 5 x 5 sobre el americano Sir Gaylord, excelente corredor que se lesionó irremediablemente siendo favorito para el Kentucky Derby de 1962 y que era hijo de la yegua Somethingroyal, por Princequillo. Once años después de parir a Sir Gaylord, Somethingroyal alumbró al legendario Secretariat.
Suarbe con su propietario, Federico Riopérez (Foto de Juan Miguel Gras cedida por Dehesa de Cantogordo)
-La madre de Suarbe, Free Lunch, ganadora de una carrera en Cagnes-sur-Mer sobre ocho saludas a la pista, es madre también de otros dos ganadores, la buena Wega (Elusive City), ganadora del Criterium Nacional y del Atlántida, y la útil Valle del Roncal (Dyhim Diamond). La línea femenina a la que pertenecen estos ejemplares es la de ‘las Agnes’ (llamada así porque muchas de sus miembros llevaban este nombre en su apelativo), una de las más importantes de la historia de la cría del caballo de carreras. La estirpe ya dio evidentes signos de grandeza en el último tercio del XIX, cuando por ejemplo engendró al legendario Ormonde, hijo de Bend’Or y Lily Agnes y ganador de la Triple Corona en 1886, pero la historia que aquí interesa comienza en 1917, cuando el criador y propietario francés Baron Mauirice de Rothschild, le vende al tratante estadounidense Delbert Reiff un lote de yearlings y foals criados en su Haras de Champagne de Saint-Hilaire. Entre estos últimos había una potranca hija del gran corredor Sardanapale, ganador para el barón del Prix du Jockey Club y del Grand Paris, y de la yegua Noreen Agnes, por Juggler, que Reiff le vendió después al gran criador estadounidense William Woodward.
-Con el nombre de Agnes Sard,  la francesa fundó una línea que a lo largo del siglo XX pasó sucesivamente por las yeguadas de otros dos muy importantes criadores norteamericanos, Walter Jeffords y Gertrude Widener, y ha venido produciendo buenos ganadores y grandes reproductoras desde entonces. Entre estas se puede citar a Judy O’Grady, su hija Blue Denim, y la nieta de esta, Polamia, una bonita torda hija de Mahmoud (ganador del Derby para el Aga Khan en 1936) que corrió en Francia destacando especialmente a 2 años y que, acabada su vida en la pistas, se convirtió en una destacada reproductora. Entre su progenie se encuentran Grey Dawn, campeón juvenil en Francia en 1964 y buen semental en Estados Unidos; Right Away, ganadora de la Poule d’Essai des Pouliches en 1966, y Mia Pola, laureada en el Prix de la Rochette (carrera actualmente de G3), ancestro de ganadores clásicos como Sulamani y Dream Well, y quinta madre de Suarbe. Polamia, por su parte es medio hermana de Sly Pola, de la que descienden grandes caballos como Green Dancer y el citado Authorized, asimismo ganadores clásicos, y Solemia, ganadora del Arco entrenada por Carlos Laffon. Polamia es medio hermana asimismo del buen velocista Takawalk, un hijo de Native Dancer que también ganó el Prix de la Rochette a 2 años para Gertrude Widener y que aquí nos suena mucho por ser el padre de Takala, ganadora para Rosales del Gran Premio de Madrid de 1973 y posteriormente ilustre yegua madre que engendró a la espléndida Teresa y a las buenas Falla, Jara y Carucha.
- Al margen de la interesante línea de la que procede, otro detalle atractivo (y quizá influyente) del pedigree de la madre de Suarbe, Free Lunch, es que en él hay una duplicación 3 x 3 sobre la notable reproductora Coup de Folie. Esta gran yegua de vientre aparece también dos veces, en su caso 3 x 5, en el pedigree de Resacón, que se apuntó el Antonio Blasco, en muy buen desempeño, para sus criadores y propietarios Fernando Hernández Font y David Angulo, que corren con el nombre de Cuadra Formentor. Nacida en 1982 y criada por Eward P. Taylor (criador asimismo del inmortal Northern Dancer), Coup de Folie fue adquirida de yearling por el armador griego Stavros Niarchos por el precio de 825.000 dólares. La yegua, que era hija del fiero caballo pero excelente semental Halo, del que se hablaba más arriba, y tenía por abuela materna a Natalma, madre precisamente de Northern Dancer, no lo hizo mal en la pista –ganó 4 carreras de 7 salidas, entre ellas un G3 a 2 años-, pero en la yeguada hizo honor sobradamente a lo selecto de su sangre. Engendró para los colores azules de los Niarchos 12 productos, de los que 10 llegaron a correr y 7 ganaron; entre estos se encuentran el muy buen corredor y semental Machiavellian, Exit To Nowhere y Coup de Genie, laureados en G1, y la ganadora de G2 Hydro Calido. La familia ha sido muy prolífica y entre sus miembros se puede citar también a Bago, ganador del Prix de l’Arc de Triomphe G1, a Denebola, vencedora en el Prix Marcel Boussac G1, a la nieta de esta Senga, ganadora del Prix de Diane G1 y a Maxios, ganador del Prix d’Ispahan G1 y del Prix de Moulin G1. Coup de Folie no hace, en cualquier caso, las únicas aportaciones de la sangre de Halo al origen de Resacón, pues en el pedigree del castaño entrenado por Osorio aparece también Glorious Song, citada al principio.
- El ganador del Blasco es hijo de Medicean, un producto de Machiavellian que ganó el Eclipse Stakes G1 para la gran cuadra inglesa Cheveley Park Stud y cuya progenie, como la de Camelot, ha dado un excelente resultado en nuestras pistas. Su mejor corredor aquí ha sido Casaca, la alazana careta que ganó entre otras carreras el Prix Fille de L’Air G3 y el Memorial Duque de Toledo y que, como el potro de Formentor, fue criada por Hernández Font y desciende por línea femenina de Isabena, ganadora del Hispanidad en 1988 y cuya estirpe tantos éxitos le ha proporcionado a este criador.

Resacón gana el Antonio Blasco (Foto: P. Chapa)

-Halo fue criado por John Gaines, era de capa casi negra, corrió muy bien en dirt y en hierba para Charles Englehard (el dueño de Nijinsky ) y la Windfields Farm, tenía un temperamento no ya malo, sino peligroso, y ha sido uno de los más influyentes sementales del mundo en los últimos 40 años. Esa influencia partió de Estados Unidos para llegar a tanto a Europa como a América del Sur. Oriente Medio y Oceanía, pero donde ha alcanzado un grado superlativo es en Japón, a donde en 1990 fue exportado su hijo Sunday Silence, ganador del Kentucky Derby G1, del Preakness Stakes G1y la Breeders’ Cup Classic G1 y despreciado por los criadores estadounidenses. Sunday S., que fue adquirido por 11 millones de dólares por Zenya Yoshida y estabulado en su Shadai Stallion Station, llegó a encabezar la estadística japonesa de sementales durante trece temporadas consecutivas (1995-2007), contribuyó de manera fundamental al salto de calidad que ha dado la cría nipona en las dos últimas décadas y que la ha situado en primera línea mundial, y originó una dinastía masculina que en los últimos meses de 2019 ha protagonizado una espectacular serie de éxitos, en este caso a través de Heart’s Cry, Daiwa Major, Deep Impact y Stay Gold, todos hijos de Sunday Silence. (Este otoño hemos visto ganar en nuestras pistas al primer y por ahora único hijo de Deep Impact que ha corrido en España; Carvali, entrenado aquí por Leyla Ennouni y criado en Irlanda por los hermanos Wertheimer).
-La racha de triunfos comenzó en Hong Kong, donde tres de las cuatro carreras de G1 que se disputaron en la gran jornada internacional del HK Jockey Club fueron ganadas por miembros de la tribu Sunday Silence: Admire Mars (Daiwa Major) ganó la HK Mile (1600); Glory Vase (Deep Impact) se impuso en el HK Vase (2400m) y el tordo Win Bright (Stay Gold), en la HK Cup (2000). Admire Mars es muy interesante en el contexto de este artículo porque su origen contiene líneas de Halo a través de Sunday S., Coup de Folie y Glorious Song y porque su madre es hija de Medicean.
-Este éxito en la ex colonia británica tuvo su reflejo asimismo en las grandes pruebas otoñales niponas. La de mayor renombre internacional es la Japan Cup G1, en la que se impuso Suave Richard, hijo de Heart’s Cry, montado por el británico Oisin Murphy. Heart’s Cry es asimismo el padre de la muy buena yegua Lys Gracieux, que después de ganar en octubre el Cox Plate G1, la más importante prueba intergeneracional australiana a pesos por edad, se apuntó con enorme facilidad hace unos días el Arima Kinen G1, el gran premio más popular entre los aficionados nipones y carrera que el propio Heart’s Cry ganó en 2005. Lys Gracieux, que tiene en su origen tres líneas de Lyphard, es hija de Liliside, yegua que defendió en las pistas los colores azules y amarillos de Tony Forde y que fue distanciada del primer puesto de la Poule d’Essai des Pouliches G1 de 2010. Un tercer éxito reciente de Heart’s Cry lo supone la victoria del imbatido potro Salios en el Asahi Hai Futurity G1, la prueba para 2 años más importante del calendario nipón. Y, para terminar esta enumeración de triunfos, hay que reseñar el espectacular de la potranca Resistencia, hija de Daiwa Major y procedente de una selecta línea femenina argentina, en el Hanshin Juvenile Fillies G1, la carrera más importante de Japón para potrancas de 2 años.  
-El enorme éxito de Sunday Silence en Japón propició la llegada a Europa para servir como sementales de algunos de sus hijos, pero nunca se trató de elementos de primera fila y los resultados no fueron buenos. La historia ha sido diferente cuando algunos grandes criadores europeos han enviado algunas de sus selectas yeguas a cubrir por el mejor hijo del patriarca japonés, Deep Impact, que lamentablemente murió el pasado verano y es padre de 45 ganadores de G1. El primer aviso lo dieron los Wildenstein con Beauty Parlour, que ganó la Poule d’Essai des Pouliches G1 de 2012, y la gran revelación llegó en 2018, cuando Study of Man ganó el Prix de Jockey Club G1 para los Niarchos y Saxon Warrior triunfó en las 2000 Guineas G1 para el consorcio Coolmore. Study of Man iniciará su carrera de semental en 2020 en el británico Lanwades Stud, mientras que Saxon Warrior ejerce como reproductor en Coolmore, donde tiene a Camelot entre varios ilustres compañeros de patio. Este año, su primera temporada de monta, ha cubierto 165 yeguas a un precio de 30.000 euros.
-Hace algo más de cien años, la influencia nipona llegó a una importante yeguada irlandesa de forma bien distinta a la de ganado selecto. William Hall-Walker decidió que quería adornar su establecimiento de Tully con un jardín japonés. Contrató para ello a un experto horticultor, Tassa Eida, y a su hijo, que empezaron a trabajar en Tully en 1906.  Ese mismo año nació en la yeguada un potro castaño hijo de Cyllene y Mother Siegel y a la hora de ponerle nombre, Hall Walker se decidió por el del hijo de su jardinero japonés. Se llamaba Minoru.

miércoles, 20 de noviembre de 2019

WALDGEIST Y LOS BALTAZZI, EL INFLUYENTE STORM CAT, RECUERDOS DE ITALIA


-Enable estaba exhibiendo su maravillosa clase en los últimos metros de la pegajosa recta de Longchamp, pero mientras el mundo del turf contenía colectivamente el aliento –como escribió el periodista británico Tom Frary- para ver si la yegua de Abdullah ganaba su tercer Arco consecutivo, Waldgeist decidió que era el momento de dar lo mejor de sí mismo: voló por fuera para ganar la prueba con categoría, convertirse para algunos en el villano del año turfístico –aunque Enable no necesita ganar un tercer Arco ni siquiera una sola carrera más para estar en el Olimpo- y dar a su entrenador, el madrileño de nacimiento André Fabre, su octavo Prix de l’Arc de Triomphe G1, serie de triunfos que se abrió en 1987 con Trempolino. En la historia d ela carrera no hay ningún otro preparador que haya ganado más de cuatro. En esa cifra están Charles Semblat, François Mathet y Alec Head
-Waldgeist es primer alazán que gana el Arco desde 1997, cuando lo hizo Peintre Celebre, también entrenado por Fabre; y solo el tercer macho que lo ha ganado en esta década, después de Workforce (2010) y Golden Horn (2015) El caballo de Ammerland y Newsells Park, vencedor en cuatro carreras de G1 aunque ninguna clásica, hará la monta el año que viene en el irlandés Ballylinch Stud al precio de 17.500 euros. Golden Horn se retiró al Dalham Hall Stud después de ganar, además del Arco, el Derby G1, el Eclipse Stakes G1 y el Irish Champion Stakes G1 con un canon de cubrición de 50.000 libras.
-Waldgeist, que ha terminado el año compartiendo con Enable y Crystal Ocean la cabeza de la clasificación de los mejores caballos del mundo que elabora la International Horseracing Authority – a los tres les han asignado 128 puntos-  es el primer producto de la bonita alazana Waldlerche, una hija del patriarca germano Monsun que ganó un G3 en Francia y que ha puesto otros dos vástagos en pista, ambos ganadores y uno de ellos, la potranca Waldlied (New Approach), triunfadora el año pasado en el Prix de Malleret G2.
-Waldlerche es medio hermana de Masked Marvel (Montjeu), que ganó el St. Leger G1 en 2011 batiendo el record el record de la carrera. La segunda madre del ganador del Arco, Waldmark (Mark of Esteem), colocada de G2, es a su vez medio hermana de Waldpark, que ganó el Deutsches Derby en 2011 y al que aquí conocemos como progenitor de la útil corredora Feé du Bien.  La bisabuela de Waldgeist, Wurftaube (Acatenango), ganó el St. Leger alemán G2 en 1996 y su media hermana Wurfspiele es madre de Wake Forest (Sir Percy), ganador de G1.
- Se trata esta de la familia de la W, una de las más importantes de la cría germana en las últimas décadas. La línea llegó a Centroeuropa en los 1870s con la exportación a Moravia (actualmente parte de la República Checa, entonces Imperio Austro-Húngaro) de la yegua inglesa Weathebeaten y cuenta en sucesivas generaciones, antes de llegar a Alemania en los años 20 del siglo pasado, con yeguas criadas en las actuales Hungría, Chequia y Austria. La fase checa transcurrió en la famosa yeguada Napaledja, todavía operativa y fundada en 1886 por Alexander Baltazzi en terrenos heredados por su mujer, Marie Stockau. Alexander era miembro de una muy rica familia de banqueros judíos de origen veneciano que habían hecho su fortuna originariamente en Turquía y Grecia. Él y sus dos hermanos varones, Aristides y Hector, fueron educados en la ciudad inglesa de Rugby y allí desarrollaron una intensa pasión por las carreras.
-En 1874, Alexander y Aristides (o Alexander y Hector, según las fuentes que se consulten) acudieron a la subasta de yearlings de la yeguada imperial húngara de Kisber y adquirieron por 500 libras un macho castaño hijo de dos ejemplares importados de Inglaterra: el semental Bucaneer y la yegua Mineral, por Rataplan. El potro fue puesto en entrenamiento en la cuadra de Joseph Hayhoe (que preparaba los caballos de algunos miembros de otra gran dinastía de banqueros judíos, los Rothschild) y a 3 años, con el nombre de su lugar de nacimiento, Kisber, se convirtió en el segundo potro criado fuera de Inglaterra en ganar el Derby, lo que hizo por cinco cuerpos. El primer animal extranjero en profanar el muy inglés poste de meta de Epsom había sido Gladiateur en 1865. Se dijo que los Baltazzi ganaron entre 60.000 y 100.000 libras en apuestas con la victoria de su potro, lo que seguramente les haría respirar con alivio. Cuenta George Lambton en su maravilloso libro Men and horses I have known que los Baltazzi estaban fuertemente endeudados por su pérdidas en las apuestas y que los acreedores estaban dispuestos a impedir la participación de Kisber en el Derby. El prestamista Sam Lewis, muy conocido entre los jóvenes aristócratas descerebrados de la época porque siempre estaba dispuesto a salvarles de la ruina y del oprobio consiguiente, sufragó la deuda y Kisber pudo ponerse a las órdenes.
-La línea de Weatherbeaten llegó a Alemania en 1923 con la importación de la austríaca Wie So y fue introducida en el importante Gestüt Ravensberg, que la ha cultivado con éxito durante décadas, en 1949, cuando esta yeguada adquirió a su bisnieta Waldrun (Alchimist). De esta descienden, entre numerosos ganadores de grandes premios, tres ganadores del Deutsches Derby: Waldpark, citado al principio; Wilderer, un hijo de la propia Waldrun que ganó la carrera en 1958, y Waidwerk, nieto de nuestra protagonista, que triunfó en 1965. Estos dos últimos caballos eran hijos de Neckar, que fue seis veces campeón de sementales en Alemania.     
   
Waldrun (Foto cedida por Gestüt Ravensberg)
-Waldgeist es el segundo ganador del Arco que engendra Galileo. El gran semental ya había triunfado en la carrera con su hija Found, vencedora en 2016 para el consorcio Coolmore, y la edición de este año ha constituido un singular éxito para él puesto que: la segunda clasificada, Enable, es nieta paterna suya a través de Nathaniel; el tercero, Sottsass, es nieto materno a través de Starlet’s Sister; y el cuarto y la quinta en la meta de Longchamp, Japan y Magical, son, como Waldgeist, hijos suyos. Un par de semanas después de correr bien en Longchamp, la recia y espléndida Magical se plantó en Ascot y ganó el Champion Stakes G1. “Cuando le pides algo a Magical”, comentaba después de la carrera su entrenador, Aidan O’Brien, “siempre responde que sí. Es única. Lo da todo y la verdad es que es una yegua increíble. Va en terreno bueno y en pista dura. ¿Qué puedes decir? Es el caballo de carreras definitivo. Eso es lo que es”. Magical iba a correr después en la Breeders’ Cup Fillies & Mares Turf G1, pero una acceso de fiebre desaconsejó su viaje a California. La yegua ha sido retirada de la competición y el año que viene será cubierta por el buen padre de velocistas No Nay Never (Scat Daddy).
-  Otra hija de Galileo que ha destacado este año es Magic Wand. Compañera de potrada de Magical y pupila como esta de Aidan O’Brien, la yegua ganó el Ribblesdale Stakes G2 en 2018. Esta temporada tenía varias colocaciones en carreras de G1, entre ellas dos segundos del gran corredor estadounidense Bricks and Mortar, pero la victoria al máximo nivel se le había resistido hasta su reciente victoria en el Mackinnon Stakes G1, disputado en el hipódromo australiano de Flemington. Este resultado tiene una importante dimensión añadida pues convierte a Magic W. en el 84º ganador de G1 engendrado por Galileo, con lo cual el semental de Coolmore iguala el record que hasta ahora ostentaba en solitario otro coloso de la raza, Danehill. Galileo, que tiene 21 años, ha logrado la marca con 2.743 productos en pista, mientras que Danehill, que hubo de ser sacrificado en 2003, cuando contaba 17 años, tras romperse la cadera en su prado de Coolmore Stud, lo hizo con 2.485 corredores. Son cifras de Racing Post, que también recuerda que Galileo ha producido hasta ahora 312 ganadores de stakes, ratio en el que Danehill ostenta también el record del mundo, con 347.
-Galileo está en camino de ganar por decimoprimera vez la estadística británica de sementales, que en el momento de escribir estas líneas encabeza con 188 corredores, 80 ganadores (30 de ellos de stakes), 120 victorias y unas ganancias superiores a los 11,6 millones de libras. En España su línea masculina ha triunfado estos días merced al irlandés Sallab, que ganó el Román Martín en un notable remate. El castaño claro de Anaya es hijo del velocista Havana Gold, a su vez hijo de Teofilo, este por Galileo. Sallab tiene asimismo en su pedigree un inbreeding 4 x 3 sobre Danehill a través de hija e hijo. El caballo, que entrenado por Richard Hannon había ganado una vez a 2 años en el Reino Unido para Al Shaqab, fue adquirido hace un año por sus actuales propietarios en las ventas de Tattersalls al precio de 5.500 guineas.

Sallab gana el Román Martín (Foto: Rafael Lorente)

- La reunión de la Breeders’ Cup de este año, celebrada en el californiano Santa Anita, tuvo un doble toque español: por un lado, Equiano, que inició su vida de carreras en nuestro país con dos victorias y otras tantas colocaciones a 2 años para Madroños y Mauricio Delcher, es el padre de la rapidísima Belvoir Lady, que ganó con brillantez el Turf Sprint G1; y, por otro, la propietaria española Chantal Regalado vio cómo su chaquetilla con los colores rojo y amarillo de la bandera nacional triunfaba de la mano de la excelente 3 años Iridessa en la Fillies & Mares Turf G1, la carrera en la que iba a correr Magical. Iridessa, a la que entrena Joseph O’Brien, hijo de Aidan, es producto de la primera potrada de Ruler of the World, ganador del Derby G1 en 2013 e hijo de Galileo y le dio a la línea masculina de este caballo su único triunfo en las carreras de la Breeders’ Cup.
-Las catorce pruebas que se disputaron bajo esta denominación fueron un duelo, en lo que a grandes líneas masculinas se refiere, entre las dos estirpes que dominan la cría mundial desde hace décadas: la de Northern Dancer y la de Mr. Prospector. La primera consiguió siete victorias (cuatro a través de la rama de Storm Cat y las tres restantes mediante las de Try My Best-Acclamation, Danzig y Sadler’s Wells, respectivamente) y la segunda, cinco (dos para la rama de Smart Strike y una en cada caso para las de Fappiano-Empire Maker, Gone West y Gulch). El palmarés se completa con las victorias de las líneas de Nasrullah-AP Indy y de Hail To Reason-Halo.
-Si establecemos un equivalente europeo de la Breeders’ Cup agrupando las carreras de G1 del fin de semana del Arco y de la British Champion Series, tenemos un conjunto de quince carreras en las que el dominio de la tribu Northern Dancer fue abrumador, pues ganó doce: cuatro a través de la línea Sadler’s Wells-Galileo, otras tantas mediante la de Danzig, tres a través de Storm Cat y una, de Nureyev-Pivotal. El resto se repartió entre dos triunfos para la línea de Man o’War – Warning y uno para la de Nasrullah-Blushing Groom.
- Es muy interesante reseñar el éxito de la rama de Storm Cat, un hijo de Storm Bird (por Northern Dancer) nacido en 1983 que llegó a Overbrook Farm, la yeguada de su propietario, William T. Young, con el bagaje de haber sido un buen pero no extraordinario 2 años al que problemas físicos le impidieron dar lo mejor de sí más allá de esa edad. Storm Cat era hijo de Terlingua, una excelente velocista hija de Secretariat, y en Overbrook se convirtió en el mejor y sobre todo en el más cotizado y comercial padrillo estadounidense de los años finales del siglo XX e iniciales del XXI. Su canon de cubrición, que en 1991 fue solo de 20.000 dólares, llegó a alcanzar los 500.000, cifra en la que se mantuvo durante seis temporadas. Ganó dos veces (1999 y 2000) la estadística absoluta de sementales en Estados Unidos y nada menos que siete la de padres de 2 años. Fue retirado de la actividad reproductora en 2008 por problemas de fertilidad y cuando murió en 2013 había dado 180 ganadores de stakes, entre ellos 35 ganadores de G1. Noventa y uno de los 462 yearlings suyos vendidos en subasta se cotizaron por encima del millón de dólares.
-Su mejor producto fue seguramente el alazán Giant’s Causeway nacido en 1997 y que, entrenado por Aidan O’Brien, a 3 años ganó en las Islas Británicas cinco carreras de G1 seguidas y terminó la temporada con un segundo la Breeders Cup Classic G1, batido por muy poco, tras una impresionante recta final, por el campeón yanqui Tiznow. “Giant’s Causeway demostró ser un caballo único en la reciente historia del turf”, escribió de él el conocido periodista británico James Underwood al término de su vida de competición. “Nunca sabremos si el momento en que las riendas se le resbalaron a su jockey [Mick Kinane] cuando trataba de cambiarse el látigo de mano en el último furlong marcó la diferencia entre la victoria y la derrota en la Breeder’s Cuip Classic, disputada en una superficie extraña para el caballo. Pero Giant’s Causeway ya había conseguido que el corazón de los aficionados europeos se parara por un momento cuando se equilibró después de haber sido obligado a atacar por fuera en la curva y empezó a limar la ventaja de Tiznow”.
- Retirado como semental a la sede irlandesa de Coolmore, solo sirvió allí un año, pues la gran demanda de sus servicios por parte de los criadores estadounidenses animó a sus responsables a trasladarlo a Ashford Stud, base norteamericana de la famosa operación de cría. Allí vivió hasta su muerte, que se produjo en abril del año pasado. En ese momento su progenie incluía 178 ganadores de stakes, entre los que había 31 ganadores de G1 en siete países diferentes. Fue ganador de la estadística estadounidense de sementales en 2009, 2010 y 2012.
-En el conjunto de carreras transatlántico que hemos comentado encontramos a los siguientes ganadores de su tribu: su hijo Bricks and Mortar, ganador de la Breeders’ Cup Turf G1 y espléndido competidor que empezará su carrera como semental el año que viene en la japonesa Shadai Farm; y sus nietos paternos Mitole (Eskendereya), ganador de la Breeders’ Cup Sprint G1, Victor Ludorum (Shamardal), que se apuntó el Prix Jean-Luc Lagardère G1, y Pinatubo (Shamardal), ganador del Dewhurst Stakes G1. De esta línea masculina en España hemos visto a varios hijos bastante discretos del propio Giant’s C.; a Avante, un hijo de Shamardal que fue segundo de Entre Copas en el Gran Premio de Madrid de 2013, y a Eldelbar, ganador del Cimera, y a Nader, dos útiles productos de Footstepsinthesand, un vástago de Giant’s Causeway que ganó las 2.000 Guineas en 2005. Por otra parte, en Torreduero hace la monta Lightning Moon, un hijo de Shamardal cuyos primeros productos debutarán en 2020.   
- Dos puntos por debajo de Waldgeist, Enable y Crytsal Ocean en la clasificación mundial se encuentra el 4 años americano Vino Rosso, que ganó con facilidad la Breeders’ Cup Classic G1, prueba principal de la reunión. El alazán, que ya había ganado este año la Santa Anita Gold Cup G1, está criado por John Gunther –criador asimismo de Justify, ganador de la Triple Corona el año pasado- y es hijo del campeón Curlin, ganador de la Classic en 2007 y Caballo del Año USA en 2007 y 2008. Semental de éxito, cubre en la yeguada Hill ‘n’ Dale de Kentucky al precio de 175.000 dólares y tuvo una buen meeting de la Breeders’ pue su hijo Palace Malice, ganador del Belmont Stakes en 2013, es a su vez el progenitor del 2 años Structor, que ganó bien la Breeders’ Cup Juvenile Turf G1. Tanto Vino Rosso como Structor presntan en sus respectivos pedigrees duplicaciones sobre Deputy Minister, campeón juvenil USA en 1981 y posteriormente muy buen semental. Curlin es hijo de Smart Strike, a su vez hijo del patriarca Mr. Prospector. La gran tribu masculina de Mr. P. parece haber encontrado una nueva estrella en American Pharoah, ganador de la Triple Corona estadunidense en 2015 (“un icono, la personificación de la perfección física, mecánica y mental”, según el periodista Steve Haskin). Sus primeros 2 años han corrido esta temporada y entre ellos hay tres ganadores de grupo; destaca  Four Wheel Drive, cuyo origen tiene tres líneas de Mr. Prospector y una de Storm Cat y es el imbatido ganador de la Breeders’ Cup Juvenile Turf G1
- El ya fallecido Smart Strike es también el padre de Oriental, el pupilo japonés de Soto que en las últimas semanas se ha apuntado el Hispanidad en La Zarzuela y el Grand Prix de la Sorec en Casablanca. La influencia de Mr. Prospector, que nació en Kentucky en 1970 y empezó de manera modesta en Florida la que había de ser una gloriosa carrera como reproductor, se ha hecho notar también en otras buenas carreras corridas aquí recientemente. Así, el caballo es el abuelo paterno de Multazem, padre a su vez de la honrada Alternativas,  yegua criada por José María Álvarez de Miranda que a los 6 años encontró su momento de mayor gloria al ganar el Premio 78 Aniversario de La Zarzuela; y está dos veces en la genealogía de Leilani (Dink), potranca criada por Luis Álvarez Cervera y ganadora de dos buenas carreras para jóvenes en las últimas semanas, y en la de Tarantela (Camelot), que tan buen cambio de ritmo y tanta clase demostró al salir de maiden; el origen de esta bonita potranca de AGF tiene también una línea de Storm Cat.
- Mr. P. y Storm Cat se dan cita asimismo en el pedigree de Sopran Lawka, segunda madre del atlético alazán Salar Island, que llegó a La Zarzuela importado por la Cuadra Nijinsky para ganar el Gran Criterium con cierta facilidad después de haber conseguido tres victorias sobre seis salidas en Francia. Salar Island está criado por Giovanni Latina en Italia, circunstancia esta reseñable por cuanto no hemos visto en España muchos caballos criados en el país transalpino. Vale recordar a Rosette (por Tenerani, padre de Ribot), útil ganadora de cuatro carreras y madre de la buenísima Manola en la yeguada, y a Sotogrande (por Molvedo, hijo de Ribot), que ganó el Gladiateur de 1970 para Nicholas Biddle montado por Claudio Carudel y el de 1971 para Ondar Etxe con Román Martín en la silla; después ejerció como semental y tuvo algunos productos notables, como Mayorazgo (Gran Premio Nacional), Moon River (Gran Criterium) y Berthalay (Carlos Sobrino).
-Salar Island es hijo da Sakhee’s Secret, caballo ganador en 2007 de la July Cup G1, una de las grandes carreras inglesas para sprinters, e hijo de Sakhee, del que aquí hemos visto a ese gran fondista y carismático corredor que fue Entre Copas. Sakhee’s Secret ha sido un semental no más que útil, pero en Italia, donde hace la monta desde 2015, está dando muy bien. Uno de sus mejores hijos es Out of Time, ganador esta temporada del Premio Vittorio di Capua G2 y del Premio Parioli (2.000 Guineas italianas) G3 y recientemente elegido Caballo del Año del país. Sakhee’s Secret sirve en el Allevamento Si.Fra, que ha anunciado que su precio de monta en 2020 será de 4.000 euros.
-El tordo Cnicht sumó a su triunfo en la Copa de Oro 2018 la victoria en el Memorial Duque de Toledo 2019, que fue una carrera anodina donde las haya, pero nada que reprochar al tordo de Hughes, que llegó a la meta antes que los demás. El doblete Copa de Oro-Memorial en años distintos lo logró por primera vez Chacal, que ganó la Copa de Oro en 1974 y 1975 y el Memorial en 1974; y por última antes de Cnicht, Young Tiger, que se apuntó el Memorial en 2005 y 2007 y la prueba donostiarra, en 2009. Cnicht es hijo de Silver Frost, ganador de la Poule d’Essai des Poulains G1 en aquel mismo 2009 e hijo de Verglas, un semental inscrito en la misma línea femenina de Magical. Silver Frost sirvió como reproductor varios años en Francia y en 2018 fue exportado a Hungría donde hace la monta  -junto a otro ganador clásico francés, Anabaa Blue- en Bábolna Nemzeti Ménesbirtok. Esta yeguada, que cuenta con secciones dedicadas al pura raza árabe- fundada en 1816- y al PSI –creada en 1912- está ubicada, según se informa en su página web, cerca de la yeguada imperial de Kisber, donde los Baltazzi compraron a su futuro ganador del Derby.   

Cnicht gana el Memorial (Foto: P. Chapa)
    

sábado, 5 de octubre de 2019

FRANKEL Y SU DOBLETE, EL AÑO DE SHAMARDAL, TRUCIAL Y MRS. LAMBTON

-El robusto tordo Logician ganó muy bien el St. Leger G1, disputado hace pocas semanas, para Khalid Abdulah, John Gosden y Dettori. A pesar del enorme éxito que ha tenido Abdullah como criador y propietario en las últimas tres décadas, hasta ahora su cuadra no había ganado el St. Leger sino una vez. Lo hizo en 1991 con Toulon, un castaño hijo de Top Ville que fue montado por Pat Eddery y al que entrenaba André Fabre. Logician se convirtió con su victoria en el segundo ganador de una clásica inglesa que engendra su padre, Frankel. Ambos han conseguido su victoria esta temporada y el primero fue Anapurna, que ganó el Oaks Stakes G1 para los famosos colores negros con lunares blancos de la familia Weinfield; como Logician, la yegua está entrenada por John Gosden y fue montada por Dettori (y al tiempo que se escribían estas líneas, se apuntaba en Longchamp el Prix de Royallieu G1 en la víspera del Arco).
-Frankel, un superdotado en las pistas, ha venido demostrando su calidad como reproductor desde que sus primeros descendientes debutaron en 2016. Da con frecuencia unos físicos exuberantes y con un punto de ordinariez, y parecen abundar entre sus progenie los animales que apuntan mucho y después no cuajan del todo, pero por otra parte sus resultados están ahí: con cuatro potradas en pista ha dado nueve ganadores de G1 y registra un muy destacable 14% de ganadores de grupo sobre corredores. Hace la monta al precio de 175.000 libras y actualmente es quinto de la estadística europea de sementales con 119 corredores (apreciablemente por debajo de los cuatro que le preceden, entre los que el menos representado es Sea The Stars, con 175), de los que han salido 61 ganadores de 99 carreras, 22 de ellas stakes. Su progenie acumula este año en el Viejo Continente unas ganancias de 3,69 millones de libras. Es reseñable que tanto Logician como Anapurna presenten en su pedigree duplicaciones de Blushing Groom, como lo hace un número significativo de los buenos corredores que ha dado Frankel.
-El pequeño Blushing Groom, nacido en 1974, defendió en las pistas con brillantez los colores del Aga Khan y después se convirtió en semental insigne a ambos lados del Atlántico. Aparece en Frankel a través de Rainbow Quest, ganador del Prix de l’Arc de Triomphe G1 en 1985, y padre de Rainbow Lake, la abuela materna del campeón de Abdullah. Atty Persse, único hijo corredor de Frankel en España, ganó el otro día en La Zarzuela ensayando para el Memorial. El caballo, que en 2017 había ganado en Royal Ascot para Godolphin y entrenado por Roger Charlton, está criado por Bjorn Nielsen, criador asimismo, y propietario, del muy destacado fondista Stradivarius. El nombre del caballo de Miraflñores recuerda al entrenador irlandés Henry Seymour Atty Persse, famoso por los modos dictatoriales con que gestionaba su cuadra pero sobre todo por haber tenido a su cargo al famoso tordo The Tetrarch, nacido en 1911, uno de los caballos más rápidos y famosos de la historia del turf y presente en la línea de tordos por la que se llega a la mayoría de los purasangres actuales que lucen esa capa, incluido Logician.
-Se ha dado este año la circunstancia curiosa de que dos sementales han producido dos ganadores clásicos en Gran Bretaña. Frankel comparte el logro con su progenitor, el sensacional padrillo Galileo, que ha producido a Hermosa, ganadora de las 1.000 Guineas G1, y a Anthony Van Dyck, que se apuntó el Derby G1. Siete veces en el presente siglo un semental ha dado más de un vencedor clásico inglés en la misma temporada y, como se verá, todo ha quedado en familia. El primero fue Sadler’s Wells, que en 2001 puso en pista no ya a dos, sino a tres vencedores clásicos: Imagine, ganadora del Oaks; al citado Galileo, ganador del Derby, y a Milan, que venció en el St. Leger; y en 2003 contó con Refuse To Bend (2.000 Guineas G1) y Brian Boru (St. Leger). En 2005, el imperial Montjeu, hijo asimismo de Sadler’s Wells, impresionaba al engendrar en su primera potrada, entre otros, a Motivator (Derby) y a Scorpion (St. Leger); y cinco años más tarde repetía logro con Pour Moi (Derby) y Masked Marvel (St. Leger) En el año 2013 debutó la primera potrada de New Approach, hijo de Galileo, y entre sus miembros estaban Dawn Approach (2.000 Guineas) y Talent (Oaks). Y en 2017, Galileo contó entre sus 3 años a los laureados clásicos Churchill (2.000 Guineas) y Capri (St. Leger). Muy impresionante el desempeño de la línea masculina de Sadler’s Wells. Y monótono, también. En España la última vez que un mismo semental dio dos ganadores clásicos distintos fue en 2013, cuando Caradak tuvo en pista a Karetas, ganador del Cimera, y a Navarra, que se apuntó el Beamonte. En 2008, Hernando, que hacía la monta en el inglés Lanwades Stud, tuvo aquí a La Galerna (Valderas y Beamonte) y Tsarabi (Villapadierna).
-La monotonía de la línea masculina del Sadler’s Wells también la experimentamos en la Península Ibérica. El caballo de Coolmore, catorce veces campeón de sementales en las Islas Británicas, es el padre de High Chaparral, ganador del Derby en 2002 y padre a su vez de dos animales de los que hemos sabido últimamente: el campeón australiano So You Think y el excelente corredor irlandés Free Eagle. El primero –que ya nos había dado a Nieves, ganadora del Beamonte 2018- es el padre de Blueberry, que se confirmó hace unos días como uno de nuestros mejores velocistas; y el segundo, de la portuguesa Guerreira, que demostró un rato después de que ganara Blueberry, en el Premio Carlos Sobrino, que es el mejor 2 años que ha corrido aquí esta temporada.

Guerreira (Foto: P. Chapa).

-Blueberry, que ha heredado del fondista So You Think la corpulencia y la capa castaña oscura, hereda su velocidad de su abuelo materno, el gran velocista y semental Oasis Dream. La línea femenina del pupilo de Guillermo Arizkorreta se remonta a Alanesian, una muy influyente yegua de cría estadounidense. El caballo fue comprado en las ventas de yearlings de Tattersalls por su actual propietario, Íñigo Gómez Pineda, al precio de 31.000 guineas. En su origen tiene la ya clásica combinación Sadler’s Wells – Nureyev, de la que ya se ha hablado en estos artículos y que genera una duplicación sobre la importante yegua Special a través de hembra y macho.
- También desciende de Sadler’s W. por línea masculina la musculosa e intratable este año Most Empowered, que ganó con facilidad el tradicional Benítez de Lugo. Su padre es Soldier of Fortune, miembro de la segunda potrada de Galileo y uno de los primeros caballos que llamó la atención sobre lo calidad reproductora de este al ganar el Irish Derby G1 de 2006 y la Coronation Cup G1 del año siguiente. Ha ejercido como semental en Francia y Chile sin resultados destacables en liso pero sí en obstáculos y actualmente es uno de los miembros del escuadrón de diecinueve caballos dedicados a la producción de saltadores que tiene Coolmore en Irlanda. En concreto, Soldier of Fortune hace la monta al precio de 8.000 euros en el Beeches Stud. (Allí, por cierto, y según se ha sabido hace poco, empezará a ejercer como semental en 2020 el espléndido Crystal Ocean, que ha sido comprado por Coolmore a su propietario, Evelyn de Rothschild. El bonito Crystal Ocean es hijo de Sea The Stars y, entrenado por Sir Michael Stoute, ha sido uno de los mejores y más consistentes PSIs que han corrido en Europa en las tres últimas temporadas. Ganador de ocho carreras, siete de ellas de grupo –entre ellas el Prince of Wales Stakes G1 de este año- será recordado también  como coprotagonista con Enable de una de las mejores rectas finales que ha visto el turf mundial en los últimos tiempos: la del King George Vi & Queen Elizabeth Stakes G1 del pasado julio. Los gestores del emporio Coolmore, en su infinitas sabiduría y riqueza, han decidido que este caballo no tiene que ser semental de liso.
-Most Empowered, criada por Anthony Forde y Ahmed Mouknass, es hija de Sirenita, una buena corredora criada por el Chevington Stud (Felipe Hinojosa) y que entrenada por Mauricio Delcher ganó para el propio Forde seis carreras en España y dos en Francia. Es madre de otros dos ganadores: Temsia, una hija de nuestro conocido Delfos que ganó cuatro veces en el país vecino, y Thrones Game, una propia hermana de Most Empowered entre cuyas cinco victorias se encuentra el Oaks suizo de 2016. Si se remonta la línea femenina de Sirenita se encuentra, como su quinta madre, a Miss Justice, una inglesa nacida en 1961 que no hizo nada de particular en las pistas pero entre cuya producción se encuentran dos hembras que nos suenan a los viejos locales: una es Law and Impulse, nacida en 1967, cuyo hijo Cardinal Wolsey, por Henry The Seventh, ganó dos carreras a 2 años en Gran Bretaña y después fue importado por la Cuadra Ondar Etxe (propiedad de Carlos Sobrino), para la que, al cuidado de Enrique Romera, dio un buen valor y ganó carreras en distancias breves; y la otra, Mortice, cuyo robusto hijo Lord Owen (Owen Dudley), ganó el Premio Villamejor de 1984 y el Premio Corpa de 1985 para la Cuadra Asturias. En ambas ocasiones lo montó Ceferino Carrasco, aunque de un año a otro pasó de la preparación de Carlos Corvalán a la de José Antonio Borrego.

Most Empowered gana el Benítez de Lugo (Foto: P. Chapa).
- Si Soldier of Fortune fue uno de los primeros ejemplares que empezó a cincelar el prestigio de su padre como reproductor, los últimos vástagos de Galileo, siguen, como han hecho numerosos hermanos paternos a lo largo de la última década, modelando y mejorando los detalles del monumento genético en que se ha convertido este animal, diez veces campeón de sementales y padre de 82 ganadores de G1. Entre ellos hay que citar a la buenísima Magical, que en el momento de escribir estas líneas espera a competir con Enable en el Arco y hace una semanas se anotó con brillantez el Irish Champion Stakes G1; a las 3 años Search For A Song, medio hermana de Free Eagle, que ganó el Irish St.  Leger G1; y a los 2 años Love e Innisfree, ganadores respectivamente del Moyglare Stakes G1 y del Beresford Stakes G2. Todos ellos representan combinaciones acreditadas con Galileo: las madres de Magical y Love son hijas de Pivotal, mientras que los otros dos ejemplares citados son por hembras con sangre de Danehill.
- Otro éxito de la línea masculina de Galileo en las carreras juveniles se produjo en Newmarket, donde el potro Royal Dornoch ganó el Royal Lodge Stakes G2. Este ejemplar es producto de la primera potrada de Gleneagles, un hijo de Galileo que ganó las 2.000 Guineas y las Irish 2.000 Guineas en 2015 y que lo está haciendo muy bien con sus vástagos iniciales. Entre ellos se encuentra otro que aparte de llevar, como su padre y como Royal Dornoch, el nombre de un campo de golf, ha demostrado calidad: se trata de Royal Lytham, que en verano ganó el July Stakes G2, también en Newmarket. 
- La misma histórica pista presenció hace poco el triunfo de uno de los mejores potros europeos de la temporada, el alazán careto Earthlight, al que su entrenador, André Fabre, hizo viajar desde Chantilly para disputar el tradicional Middle Park Stakes G1. Montado por Mickael Barzalona, que lucía los colores azul real de Godolphin, el potro ganó y se retira a los cuarteles de invierno imbatido en sus cinco salidas a la pista. Galileo no es inocente tampoco en este episodio, pues el abuelo materno de Earthlight es su hijo New Appproach, pero aquí hay que subrayar también a Sharmardal, padre del potro. Veterano semental que cubre en Kildangan Stud, uno de los depósitos de reproductores propiedad del jeque Mohammed Al Maktoum (dueño asimismo de la cuadra de carreras Godolphin), el caballo está completando un muy buen ejercicio 2019, pues entre su progenie corredora en el año ha habido diecisiete ganadores de stakes, entre ellos Blue Point, que en junio se convirtió en el primer caballo en ganar tres sprints de G1 en Royal Ascot; Pinatubo, brillante ganador del National Stakes G1 y el 2 años europeo con el valor oficial más alto de los últimos veinticinco años; el citado Earthlight, y Castle Lady, que en primavera se apuntó la Poule d’Essai des Pouliches G1.  Es interesante señalar que tanto Pinatubo como Earhtlight tienen en el origen de sus respectivas madres una línea del buen semental y excelente abuelo materno Darshaan.
-Shamardal ocupa actualmente la cuarta posición de la estadística europea de sementales, con 184 corredores, 78 ganadores, 123 victorias y unas ganancias de 4,55 millones de libras. Su precio de cubrición se anuncia como Privado porque, de hecho, desde 2016 solo cubre yeguas de su propietario. En España, la línea masculina de este caballo está representada por Lightning Moon, ganador de G3 y semental en Torreduero. Sus primeros productos son yearlings. También hemos visto en la pista a varios de sus hijos, aunque ninguno ha sido especialmente bueno; este año, Nimr ha ganado en San Sebastián entrenado por Anaya.
-Semental en otro de los establecimientos del jeque Mohammed, el Haras du Logis, es Hunter’s Light, un hijo de Dubawi que ganó doce carreras, entre ellas el Premio Roma y el Jebel hatta, ambas de G1, y que hace la monta al precio de 4.000 euros. Este año están corriendo sus primeros hijos, por ahora sin grandes resultados, pero entre ellos se encuentra la castaña Linda, que debutó ganando muy bien en La Zarzuela para Enrique León. Criada por Alfonso Núñez (Cuadra Altamira), Linda tiene por madre a Lolita Pluma, ganadora a 2 años en España en 2012 e hija a su vez de Doohulla, una yegua que además ha dado a Clunia, ganadora del Beamonte en 2011 montada por Fayos, y a Heshem y Xanadou, ambos ganadores de grupo en Francia. Lolita P. y sus tres notables hermanos han sido criados por la Yeguada Milagro (Felipe Hinojosa).
- Otra potranca de 2 años que ha ganado bien estos días y que procede de una familia muy prolífica es la castaña Arbelaiz. Criada por Rafael Usoz, propiedad de Bidasoa y pupila de Arizkorreta, la yegua es hija del  prolífico semental francés American Post, un hijo de Bering que defendiendo los colores de Khalid Abdullah ganó tres carreras de G1, entre ellas la Poule d’Essai des Poulains de 2004. Sus mejores productos son los parientes cercanos Robin of Navan, ganador de G1 a 2 años y notable trotamundos europeo, y Liliside, ganadora de listed para Anthony Forde; esta yegua cruzó en primer lugar la meta de la Poule d’Essai des Pouliches G1 de 2010, pero fue distanciada al sexto puesto. Ahora es yegua madre en Japón y entre su producción se encuentra Lys Gracieux, ganador de G1. Arbelaiz pertenece a la última potrada de American Post. El caballo hubo de ser sacrificado en mayo de 2016 después de fracturarse una extremidad en su box.
-Más interesante es la parte femenina del origen de Arbelaiz, pues la potranca es el sexto ganador, de otros tantos productos en pista, que engendra Abril, una hija de Anabaa criada asimismo por Milagro que antes había dado a Abrantes, Andalucía, Ategorrieta, Mayo y Arnulfo. Abril tiene un inbreeding 4 x 4 sobre la buena reproductora estadounidense Gay Missile y su línea femenina se remonta a Relict, madre de Reltaj, uno de los más grandes caballos del Conde de Villapadierna. En la próxima subasta de yearlings de la ACPSIE se presenta un nuevo producto de Abril, una hembra hija, precisamente de Lightning Moon.
- Resultó bastante apropiado que una hija de una excelente yegua madre como Abril ganara el premio dedicado a una de las mejores reproductoras de la historia de la cría del PSI en España: Trucial, que fue adquirida por Ramón Beamonte a mediados de los años 50, cuando el titular de la chaquetilla blanquiverde estaba poniendo las bases de la que sería su muy exitosa operación de cría. Trucial nació en Inglaterra en 1950, hija del muy buen corredor y semental Persian Gulf y de la yegua Sly Abbess, a su vez hija del gran fondista Foxlaw, ganador de la Ascot Gold Cup. La criadora de la yegua era Cicely Lambton, la esposa de George Lambton, el legendario entrenador de los grandes caballos de Lord Derby durante el primer tercio del siglo XX. Había sido el propio Lambton quien, en las Newmarket December Sales de 1943, había comprado a Sly Abbess, por la que pagó 1.950 guineas. Siete años más tarde, en las mismas ventas decembrinas, su mujer presentó a la yegua llena de Borealis y a su foal hembra por Persian Gulf, a la que posteriormente se impondría el nombre de Trucial. Sly Abbess fue comprada por un tal E.H. Covell por 480 guineas y el foal lo adquirió Lady Portal por 500 guineas. Trucial corrió para su nueva propietaria solo dos veces, sin colocarse. Y cabe pensar que es a Lady Portal a quien Ramón Beamonte le compró la yegua, pues fue a esta misma propietaria y criadora a quien le compró Raita, otra de la yeguas fundacionales de la operación ganadera del propietario español y, a la postre, la reproductora más importante de la historia del caballo de carreras en España. 
-Las yeguas no pueden tener más de un ganador clásico por temporada, pero Trucial no perdió casi ninguna oportunidad de hacerlo y engendró cuatro:  Dyur (Djebelilla, Cimera 1958), Tracia (Sunny Boy, Beamonte 1960), Nertal (Nearula, Cimera 1961), y Tokara (Chingacgook, Valderas y Beamonte, 1962).

sábado, 14 de septiembre de 2019

DE YORKSHIRE DE TODA LA VIDA, TEOFILO, NOBLE MISSION Y LA LÍNEA DE SADLER’S WELLS

- El purasangre inglés no es desde luego de sangre pura –antes al contrario- pero podemos convenir en que es un invento inglés. Pero no hay que dispersar el mérito indebidamente: en concreto, la cosa sucedió casi entera en el condado de Yorkshire, y más en concreto aún, en una zona relativamente pequeña situada al norte del mismo y en la cuenca del río Tees. Allí, entre 1660 y 1750, unas cuantas familias -los Darcy sobre todas, pero también los Buckingham y los Croft, los Milbanke, los Childers y los Rockingham- hicieron los cruces de yeguas del país con sementales procedentes de Arabia, Oriente Medio y el norte de África que dieron origen a la raza PSI. En Yorkshire tenían su casa solariega, Aldby Hall, los Darley, y allí llegó en 1704 el potro castaño y calzado de tres que Thomas Darley había enviado desde Aleppo a su padre y que con el nombre de Darley Arabian figura hoy en la línea masculina de casi todos los caballos que compiten en los hipódromos del mundo. Y en Yorkshire vivían también los Hutton, uno de los cuales, John (1691-1768), crio en 1750 a Marske, bisnieto de Darley A., que años más tarde -y después de que su criador se lo cediera al Duque de Cumberland, hijo del rey Jorge II-se convertiría en el padre del mítico Eclipse.

Darley Arabian (Grabado a partir de una pintura de James Wootton)
- Estas familias y otras –como los Dundas, que se hicieron ricos aprovisionando el ejército, y los Wyvill, cuya victoria con Wart en la Gold Cup de York en 1709 es al parecer  el primer resultado recogido en una guía de carreras inglesa- hacían correr a su caballos en los hipódromos locales: Hambleton, Richmond, Doncaster y, por supuesto, York, donde en 1730, y para potenciar los atractivos de la ciudad como centro de la vida elegante, la municipalidad decidió crear un nuevo hipódromo en la llanura conocida como The Kanvesmire. (Allí se ubicó asimismo otra importante pero quizá menos refinada atracción pública: la horca, en donde en 1739 se ejecutó al famoso salteador de caminos Dick Turpin tras ser declarado culpable del robo de tres caballos.)
-La primera carrera disputada en el nuevo hipódromo, una de las por entonces llamadas King’s Plate, se disputo el 16 de agosto de 1731 y consistió en varias pruebas eliminatorias de 4 millas, como era habitual en la época. Reservada a los 6 años, tenía un premio de 1.000 guineas y la ganó Monkey, propiedad de su criador, Henry Lowther, tercer Vizconde Lonsdale, e hijo de su caballo Lonsdale Bay Arabian y de una yegua por el muy influyente Curwen Bay Barb.
-Doscientos ochenta y ocho años más tarde, York sigue celebrando en agosto su gran mitin anual, una de las más selectas reuniones de carreras del turf mundial. En el transcurso de su última edición, celebrada hace pocas semanas, Stradivarius, el espléndido y bonito alazán hijo de Sea The Stars, ganó precisamente la Lonsdale Cup G2, carrera para fondistas que recuerda a la importante contribución que los portadores de este título hicieron a las carreras inglesas a lo largo de muchas décadas. Con ello, el carismático pupilo de John Gosden se hizo acreedor por segundo año consecutivo del bono de 1 millón de libras establecido en 2018 en Reino Unido para potenciar las carreras de larga distancia y que se entrega al ejemplar capaz de ganar en la misma temporada la Ascot Gold Cup G1, la Goodwood Cup G1 y la citada Lonsdale Cup.
-Por volver un momento a las nieblas del pasado, digamos que si uno se remonta por la línea femenina de Stardivarius se llega a una yegua llamada Lowther Bay Mare, nacida a finales del XVII y criada, como indica su nombre, por un antepasado de nuestro Henry Lowther, ganador con Monkey en The Knavesmire. Otra carrera que recuerda a esta familia en elmitin veraniego es el Lowther Stakes G2, reservado a potrancas de 2 años e inaugurado en 1946. Este año lo ha ganado Living in the Past, una hija del velocista y útil padre de 2 años Bungle Inthejungle -por el buen semental Exceed and Excel- que hace la monta en el irlandés Rathasker Stud al precio de 12.000 euros.    
- Una de las carreras más antiguas de la reunión de verano en York es el Yorkshire Oaks, que se disputó por vez primera en 1849 y lo ganó Ellen Middleton, propiedad del segundo Conde de Zetland, Thomas Dundas, cuya familia se ha citado más arriba. Este año la carrera ha tenido la mejor ganadora posible, Enable, que se impuso en muy notable demostración ante la magnífica Magical y obtuvo de paso su décima victoria de G1. La hija de Nathaniel tiene en su pedigree una cerrada duplicación 3 x 2 sobre el gran patriarca Sadler’s Wells, el caballo que ha dominado la cría clásica europea en este siglo. El prestigioso Yorkshire Oaks es una prueba de su influencia en este sentido: desde 2002 hasta hoy han ganado la carrera diez descendientes suyas por línea masculina, entre ellas dos dobles ganadoras de la prueba: su propia hija Islington, vencedora en 2002 y 2003, y Enable, que había ganado también en 2017. La línea femenina de la maravillosa yegua de Khalid Abdullah lleva en la yeguada del propietario saudí desde principios de los años 80. En aquellos años se compraron las yeguas fundacionales del imperio Juddmonte y una de ellas fue Fleet Girl, una ganadora de tres carreras hija del gran semental de velocistas y milleros Habitat.  Entre la progenie de Fleet G. se encuentra Bourbon Girl (Ile de Bourbon), varias veces colocada de G1 –una de ellas el Yorkshire Oaks- y madre de ocho productos, entre ellos Apogee (Shirley Heights) ganadora de G3 y que a su vez ha engendrado a Concentric (Sadler’s Wells), útil ganadora de tres carreras y colocada de G3 y que ya tiene un lugar en la historia de las cría del PSI como madre de Enable. Apogée ha tenido otro éxito notable este verano pues de ella desciende también por línea de madres el buen Headman –hijo de Kingman, el semental revelación de la temporada-, otro defensor de los colores de Abdullah, que se apuntó en Deauville el Prix Guillaume d’Ornano G2.
- Juddmonte viene patrocinando desde 1989 la principal prueba del meeting de York, un duelo intergeneracional sobre algo más de 2.000 metros que se inauguró en 1972 con el nombre de Benson & Hedges Gold Cup y la sorprendente y espectacular victoria de punta a punta de Roberto sobre el gran favorito Brigadier Gerard. La carrera se llama ahora Juddmonte International G1 y en su lujoso rol de ganadores figura en la edición de 2009 el nombre del magnífico Sea The Stars. Su muy buen hijo Crystal Ocean (recientemente retirado por lesión) era el favorito para emularle este año, pero tras una bonita pugna final fue batido por poco por el 3 años Japan, propiedad del consorcio Coolmore. El potro es hijo del omnipresente Galileo y como tantos hijos de este gran semental es un robusto castaño encendido con un lucero corrido en la cara. Japan, que ya había ganado el Grand Prix de Paris G1 y se perfila como el mejor 3 años europeo sobre la distancia clásica, es hijo de la yegua Shastye, por Danehill. Eso hace de él dos cosas: por un lado, propio hermano de la muy buena yegua de hace varias temporadas Secret Gesture y de Mogul, un 2 años que acaba de ganar un G2 en Irlanda con mucho estilo; y, por otro, un gran ejemplar más producto del cruce de Galileo con una hija de Danehill. Galileo ya había dado cuatro ganadores del International: Rip van Winkle (2010), Frankel (2012), Australia (2014) y Ulysses (2017). Frankel es asimismo por una yegua hija de Danehill.
- Uno de los primeros productos notables de ese cruce es Teofilo, miembro de la segunda potrada de Galileo. Imbatido en sus cinco carreras a 2 años, entre ellas el National Stakes G1 y el Dewhurst Stakes G1, se lesionó a 3 sin haber corrido y desde entonces ejerce como reproductor en el irlandés Kildangan Stud, actualmente al precio de 40.000 euros, donde ha engendrado 16 ganadores de G1 –entre ellos Pleascach, ganadora del Yorkshire Oaks G1 de 2015-. En España habíamos visto algunos productos suyos bastante malos con la excepción de Castellated –que fue segunda del Benítez de Lugo que ganó Avenue d’Argent en 2017-, pero la cosa ha mejorado bastante este verano con la visita de su hijo Amazing Red, que ganó con autoridad la Copa de Oro de San Sebastián para el abogado Robert Arculli, natural de Homg Kong y expresidente del Jockey Club de la ciudad.

Amazing Red en Lasarte (Foto: P. Chapa)
- El origen de Amazing Red nos lleva a temas que se han tratado en anteriores entregas: en él se combinan los ¾ hermanos Sadler’s Wells y Nureyev, que están en la tercera generación, y Peintre Celebre aparece como abuelo materno. La madre del pupilo de Ed Dunlop, Artisia, desciende por línea femenina de la influyente Al Bahathri, una hija de Blushing Groom que ganó las Irish 1000 Guineas para Hamdan Al Maktoum en 1985. Artisia es asimismo madre de un caballo muy popular, el fondista y muy viajero Red Cadeaux (hijo, paradójicamente, del sprinter Cadeaux Genereux), que preparado por Dunlop y defendiendo igualmente los colores rojos y celestes de Arculli corrió desde los 3 a los 9 años, ganó casi 5 millones de libras en premios y siete carreras, entre ellas en Hong Kong Vase G1 y la Yorkshire Cup G2, pero que es muy famoso sobre todo por haberse colocado segundo tres veces seguidas (2013-15) en la Melbourne Cup G1; durante su quinta aparición en la carrera, en la edición de 2015, se fracturo el hueso sesamoideo de la mano izquierda y complicaciones después de la cirugía a que fue sometido obligaron a su sacrificio. Está enterrado en el hipódromo de Flemington, escenario de la Melbourne Cup.
- Entre los ganadores de G1 que ha engendrado Teofilo están Cross Counter, ganador precisamente de la última edición de la gran carrera australiana, y Havana Gold, que se apuntó el Prix Jean Prat G1 en 2013. Havana Gold es el padre de Sallab, ganador de cinco de sus seis carreras en España, entre ellas el reciente Gran Premio Ciudad de Sanlucar. La madre del caballo de Tinerfe, Waveband, es propia hermana del semental Bungle Inthejungle, al que se citaba antes.

Teofilo (Foto: John Reardon cedida por Darley)
-Las carreras de Sanlúcar datan de 1845. Diecinueve años más tarde, y en otra famosa ciudad de veraneo, la estadounidense Saratoga, se disputó la primera edición del Travers Stakes G1, carrera para los tres años y una de las pruebas más prestigiosas del calendario USA. Lo ganó con calidad el elegante alazán cuatralbo Code of Honor, criado por su propietario William Farish en su famosa yeguada Lane’s End Farm, uno de los templos del PSI en Kentucky. Code of Honor pertenece a la primera potrada de Noble Mission, que cuenta la Tattersalls Gold Cup G1 y el Champion Stakes G1 entre sus nueve victorias pero que tan conocido o más por ser propio hermano del gran Frankel. Es interesante comentar que el origen de Code of Honor contiene una duplicación (5 x 4) sobre Blushing Groom porque Frankel es muy receptivo a la repetición de este caballo en sus cruces.  Así lo demuestran, por ejemplo, los dos ganadores clásicos que ha engendrado este año: Anapurna, ganadora del Oaks G1, y Logician, que se acaba de apuntar el St. Leger G1. Noble Mission, del que aquí solo hemos visto a la modesta ganadora Octavia Minor, es también el padre de Spanish Mission, que batió en la misma meta al pupilo de Mauricio Delcher Pedro Cara en el estreno del Jockey Club Derby Invitational Stakes G1, corrido en la pista de verde de Belmont Park. Spanish M. es hijo de Limonar, una ganadora de listed en Francia criada por Darío Hinojosa. La yegua es hija de Street Cry, padre de las ilustres corredoras Zenyattta y Winx, y desciende por línea femenina de Special, por cuya estirpe Hinojosa parece sentir especial predilección. Noble Mission ha hecho la monta este año al precio de 15.000 dólares, aunque no es descartable que estos dos triunfos de G1 propicien una subida de cara a 2020.
- En Lane’s End Farm ejerció como semental Smart Strike, un hijo de Mr. Prospector y la excelente yegua de vientre Classy ‘n’ Smart (Smarten) criado en Canadá por la Sam-Son Farm. Buen corredor que obtuvo su mejor victoria en el Philip H. Iselin Handicap G1, se convirtió en un reproductor de primera clase que engendró 113 ganadores de stakes, doce campeones, dos ganadores clásicos y cuatro ganadores de carreras de la Breeders’ Cup. Su mejor hijo es el gran corredor y buen semental Curlin. Smart Strike, que su sacrificado en 2015 cuando contaba 23 años y estaba afectado de laminitis, es el padre de Oriental, que ganó el Premio Turismo Gobierno Vasco en muy bonita lucha con Noray. Oriental, uno de los más bellos ejemplares actualmente en entrenamiento aquí, cuanta en su origen con una notable duplicación 2 x 5 sobre el gran Mr. Prospector y una presencia adicional del padre de este, Raise a Native. La línea femenina, desarrollada por los Wertheimer en las generaciones más recientes y por los Rothschild antes, es la misma que la de Falco, padre de Hipodamo de Mileto. En ella se encuentra Lady Berry, excelente reproductora y madre de nuestro conocido Vert Amande, ganador del Memorial montado por Olivier Peslier en 1993.

Oriental después de su victoria (Foto: P. Chapa).
- La temporada inaugural del hipódromo de San Sebastián celebrada en 1916 vio a dos ejemplares propiedad de Jefferson Davis Cohn, Teddy y Good Luck, ganar respectivamente el Gran Premio y el Criterium. Ambos eran hijos del imbatido corredor y gran semental Ajax, ganador entre otras carreras del Prix du Jockey Club y del Grand Prix de Paris. Este año los ganadores de estas carreras han sido Emin y Guerreira, que no comparten progenitor, pero sí línea masculina: ambos pertenecen a la de Sadler’s Wells, que ha tenido notable protagonismo este año en la pista de Zubieta, pues en ella se inscriben también Liberri, que ganó el Diputación; Most Empowered, que se apuntó el Hotel María Cristina, y Amazing Red. Emin, como Liberri, es hijo de Camelot, triple ganador clásico y uno de los mejores sementales jóvenes de Europa.
- Guerreira defiende los mismos colores verdirrojos de la cuadra Nossa Senhora do Vale –y de la bandera portuguesa- que el notable Flanders Flame, ganador de la Copa de Oro en 2016. La potranca es miembro de la primera potrada de un caballo de mucha clase, Free Eagle, hijo del derby winner High Chaparral, cuyo mejor aquí ha sido Friné. Free Eagle hace la monta en el Irish National Stud al precio de 12.500 euros. Sus primeros 2 años están dando un rendimiento notable para tratarse de un caballo que no fue precoz; por ahora ha dado 7 ganadores de 22 corredores, entre ellos uno de listed, Justifier. Guerreira está inscrita en una línea femenina desarrollada en Juddmonte, la yeguada de Khalid Abdullah, a la que pertenecen también Workforce, ganador del Derby G1 y del Prix de l’Arc de Triomphe en 2010, y Qualify, ganadora del Oaks G1 en 2015 para la propietaria española Chantal Regalado. En la línea masculina, Darley Arabian -que en 1704 llegó al puerto irlandés de Kinsale procedente de la ciudad turca de Iskanderun en el buque de guerra Ispwich- aparece en la trigésima generación.